Humedad en el habitáculo del coche

Cómo evitar la humedad en el habitáculo

¿Cuántas veces no habrá pasado que al entrar en el coche tenemos los cristales empañados o percibimos olor a humedad? En invierno muchas veces, casi todos los días. Pero esas cosas se pueden evitar y podemos hacer que el vaho y la humedad desaparezcan rápidamente. Es muy sencillo.

Este tipo de cosas suelen ocurrir principalmente en modelos con unos años a cuestas, la estanqueidad ya no es la misma por el paso del tiempo y ciertas cosas pueden estar obstruidas o sucias, como los aireadores o los filtros. En los coches modernos también pasa, ojo, pero es menos frecuente y se corrige mucho más rápido. Otro punto a tener en cuenta es que los días lluviosos, con humedad general en el ambiente, provoca que nosotros mismos traspasamos la humedad al habitáculo en la ropa y en el calzado.

Sabidas estas cosillas, vamos a ver una serie puntos que nos ayudarán con la humedad del habitáculo, que además de provocar que el interior del coche tenga un olor molesto, es peligroso pues un cristal empañado dificulta la visibilidad.

Comprobar estanqueidad.

En los coches modernos no suele ser un problema, pero en los más antiguos las gomas y juntas pueden estar gastadas y no hacer su trabajo correctamente. Es muy sencillo comprobar su estado y no lleva mucho tiempo. Otra cosa bien diferente es cámbialas por unas nuevas, que tendremos que ir a un taller.

Vano motor

Seguro que al abrir el capó te has encontrado con la parte superior del mismo, junto al parabrisas, está lleno de hojas caídas de los árboles y todo tipo de suciedad. Esto puede ser motivo para que la humedad e incluso el agua entren en el habitáculo, así que cuando tengas un ratito, coge una aspiradora y límpialo.

Desagües.

Hay mucha gente que no sabe que los coches tienen desagües, una serie de canales practicados con la intención de evacuar el agua y evitar que se acumule en algunas zonas del mismo. Estos canales se obstruyen porque el agua arrastra suciedad y pueden provocar que la humedad afecte a otras zonas del coche como el interior. Podemos limpiarlos con un alambre rápidamente.

Filtros.

Unos filtros sucios o estropeados pueden impedir una correcta ventilación del habitáculo, además que hace más complicado eliminar el vaho de los cristales. Se recomienda cambiar o al menos, revisarlos cada 15.000 km y son muy sencillos de cambiar, cualquiera puede hacerlos y no lleva un tiempo excesivo (unos 30 minutos aproximadamente).

Deshumidificador.

El deshumidificador es una especie de cojín con un relleno que absorbe la humedad y la elimina del ambiente, pudiendo secarlo luego con la misma calefacción del coche. Es un elemento que puede ser muy práctico, ocupa muy poco sitio y además, no es caro.

Vaho en los cristales.

Que los cristales se empañen es lo más normal del mundo, sobre todo en invierno por la diferencia de temperatura dentro y fuera del coche. Hay que poner los aireadores apuntando al parabrisas y la calefacción al máximo de temperatura, desempañando los cristales en muy poco tiempo.

Leave a Reply

Next ArticleCómo saber si han bajado los kilómetros a un coche usado